La importancia de la matriz extracelular en el sistema cardiovascular

El Centro de Biología Molecular Severo Ochoa ha publicado el resumen de un estudio sobre el Papel del remodelado de la matriz extracelular en el sistema cardiovascular. 

colágeno Síndrome de Ehlers-Danlos

El investigador Fernando Rodríguez Pascual y su equipo aseguran que un conocimiento más profundo de los mecanismos moleculares que gobiernan el metabolismo de la matriz extracelular permitirá abordar nuevas estrategias terapéuticas en el tratamiento de muchas enfermedades.

Hoy en día es evidente que la síntesis y el ensamblaje de los componentes de la matriz extracelular es esencial para la homeostasis celular y tisular, y, por tanto, defectos o alteraciones en estos procesos se asocian con frecuencia al desarrollo de determinadas patologías, bien por defectos en las propiedades intrínsecas de la matriz, como ocurre en ciertas enfermedades del tejido conectivo como el síndrome de Marfán o el de Ehlers-Danlos, o bien en condiciones patológicas caracterizadas por un exceso de producción y deposición de componentes de matriz extracelular, un proceso denominado fibrosis que es común a diferentes enfermedades de carácter crónico, como la fibrosis pulmonar idiopática, la cirrosis hepática, la esclerosis sistémica o la nefroesclerosis, entre otras.

En un artículo publicado en la Fundación para el Conocimiento madri+d, titulado De cómo el colágeno no sólo sirve para rejuvenecer nuestra piel o la importancia de la matriz extracelular en el sistema cardiovascular, Fernando Rodríguez Pascual explica que la matriz extracelular es el pegamento molecular que mantiene unidos los tejidos y les da forma, y que está constituida por multitud de componentes, normalmente proteínas o glicoproteínas de gran tamaño, como colágenos o fibronectina. Estos componentes se producen dentro de la célula y son exportados al exterior de la misma, el medio extracelular, donde se ensamblan para formar complejos supramoleculares de extraordinaria complejidad que forman la base de estructuras como los huesos, los dientes, la piel o los vasos sanguíneos.

Numerosas enfermedades humanas están relacionadas con la matriz extracelular, entre las que se incluyen algunas de las patologías humanas más sorprendentes. Por ejemplo, la osteogénesis imperfecta o enfermedad de los huesos de cristal, una deficiencia congénita de la elaboración de colágeno caracterizada por una excesiva fragilidad de los huesos, o la fibrodisplasia osificante progresiva, una rara enfermedad en la que los músculos, tendones o ligamentos se transforman en hueso y que está causada por una mutación en un gen responsable de la regulación de la síntesis de proteínas de matriz. En el sistema cardiovascular, el cual básicamente podemos considerar como una red de tubos, los vasos sanguíneos, acoplados a un sistema de bombeo, el corazón, la matriz extracelular determina las propiedades de elasticidad y dureza, indispensables para su función. En este contexto, alteraciones en las proteínas de la matriz extracelular cardiovascular están implicadas en numerosas patologías, por ejemplo, en el desarrollo de aneurismas de aorta, roturas en la pared vascular que pueden ocasionar una muerte fulminante. O en el corazón, en el cual, durante un infarto de miocardio, tiene lugar un profundo remodelado de la matriz de colágeno. Un conocimiento más profundo de los mecanismos moleculares que gobiernan el metabolismo de la matriz extracelular permitirá abordar nuevas estrategias terapéuticas en el tratamiento de estas enfermedades. Sería bueno que empezáramos a pensar que las proteínas de matriz son fundamentales para el correcto funcionamiento del nuestro organismo, y que, por ejemplo, el colágeno no sirve sólo para rejuvenecer nuestra piel.

Fuente

De cómo el colágeno no sólo sirve para rejuvenecer nuestra piel o la importancia de la matriz extracelular en el sistema cardiovascular

Papel del remodelado de la matriz extracelular en el sistema cardiovascular. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *